Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Tres genios que pusieron los pilares del vino valenciano

11 diciembre, 2020

Jaime Nicolau
En el excelente momento que vive el mundo del vino en la Comunitat Valenciana han confluido en las últimas décadas factores determinantes siendo el más importante de todos el factor humano. Actualmente destaca una nutrida generación de jóvenes enólogos que han sido capaces de tomar el testigo de otra generación con la que conviven y que desde hace un par de décadas ha revolucionado el vino valenciano. Pero para ser justos hay personajes que, sin duda, pusieron sólidos cimientos para que ambas generaciones posteriores puedan seguir moldeando un sector brillante. Hemos elegido uno por territorio, pero seguro que muchos de nuestros lectores sumarían alguna figura más y abiertos estamos, como siempre, a sugerencias. Pero hoy queremos rendir un pequeño homenaje a Felipe Gutiérrez de la Vega, Dani Belda y Vicente García.

Gutiérrez de la Vega es hoy referencia obligada en vinos excepcionales a nivel mundial pero la historia se escribe a lo largo de más de cuatro décadas de la mano de Felipe y su mujer Pilar, que en los años 70 se instalan en una antigua casa de campo de Jávea para retomar los antiguos viñedos familiares e impregnarse de la cultura local. En un antiguo Cup (lagar), situado en la bodega de esta casa del S.XIX, inician su andadura, involucrando e inculcando sus valores y amor por el mundo del vino a sus hijos. En 1982, la bodega se traslada a una antigua almazara en Parcent, donde empiezan a comercializar sus productos que poco a poco van tomando nombre a nivel nacional e internacional, permitiendo a la familia ampliar sus instalaciones y aumentar su producción. Así es como en 1992 inauguran una bodega más funcional y adaptada a los nuevos tiempos.

Felipe Gutiérrez de la Vega es pionero en España en la elaboración de un moscatel seco. Su trabajo con esta variedad autóctona, tanto con vinos secos como con sus brillantes dulces, es un canto a la excelencia. Como también su apuesta por la también autóctona giró. Entre sus grandes logros, ser uno de los vinos de la boda del actual rey, Felipe VI (Casta Diva Cosecha Miel 2002), ser el vino valenciano mejor puntuado por Robert Parker (97 puntos Recóndita Armonía 79) o el mejor puntuado de la Guía Peñín (99 puntos para Casta diva Cosecha Real 2002). De hecho Casta Diva es una marca de reconocido prestigio que ha viajado por todo el planeta defendiendo la variedad moscatel y llevando el nombre de Alicante por el mundo. Hoy sus hijas siguen sus pasos con la misma pasión.

El segundo de nuestros nombres propios es Dani Belda, el padre espiritual de todo el movimiento que en los últimos veinte años se ha generado en Terres dels Alforins. Dani representa el emprendedor y el visionario que un día apostó por su tierra, por el origen, por dar valor a un medio rural que es un tesoro a través de la bodega familiar de 1931. También con un punto de artista y hasta de rebelde. Feliz en su hábitat y generoso con todo lo que le rodea. La admiración con la que compañeros que hoy brillan como Pablo Calatayud, Rafa Cambra o Miguel Velázquez hablan de él, hace comprender que estamos ante una persona que ha cambiado la historia del vino en esa comarca.

Daniel Belda, es enólogo y propietario de la bodega de tradición familiar Bodega J. Belda. Dirige y elabora vinos de alta expresión según su criterio personal. Sus vinos denotan su toque de autor, mediante la producción de vinos varietales, en su mayoría de un gran valor enológico, reconocidos por su excelente calidad y destacando su enorme apuesta por las variedades autóctonas, algunas de ellas cuando estaban a punto de extinguirse.

El tercero de nuestros nombres propios es Vicente García. Es socio fundador de Pago de Tharsys, pero además encabeza el grupo de viticultores que a principios de los 80 apostó por elaborar cava en Requena, ganando una sentencia histórica que reconoció a Requena como ‘municipio cava’.

Vicente García volvió a su Requena natal después de ser uno de los enólogos importantes del cava en Cataluña. Rebelde con causa, en cada una de sus creaciones, de sus ideas, no deja indiferente a nadie. Lleva las burbujas en las venas, con lo que no podía ser de otra forma que el cava de Pago de Tharsys figure entre los más reconocidos de cuantos se elaboran en Requena. Vicente empapa su pasión y es una de las figuras que pasará a la historia por haber escrito con mayúsculas un enorme capítulo del vino valenciano.

Los tres abrieron las puertas. Pelearon como nadie con la calidad de su tierra por bandera, convencidos del potencial de lo auténtico, de apostar por lo que nos distingue. Tres genios pusieron los pilares…

201126-5bs-grandes-cavas-800x200px

Artículos en imágenes

Un comentario en Tres genios que pusieron los pilares del vino valenciano

José Ramón el 13 diciembre, 2020 a las 7:35 pm:

Gracias por recordar lo que fué, y es un grande como DANIEL BELDA.

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.